Desbordarse o morir

El 15m de Mayo tomó visibilidad una serie de deseos hasta entonces invisibilizados, ya existían indicadores antes del 2011, pero es en las posteriores movilizaciones tras la convocatoria del 15 de Mayo de 2011 cuando comienza a ser imparable la pérdida de poder de organizaciones jerarquizadas donde el poder de decisión recae en líderes y ejecutivas para dar lugar a movilizaciones donde la fuerza reside en la implicación real en las movilizaciones de los ciudadanos y los pequeños movimientos sociales más locales.

Este ciclo de movilizaciones, iniciado con el 15m, se articula en torno a distintos ejes trasversales, que se retro-alimentan, querer explicar este ciclo de movilizaciones apelando solo a la crisis, o al fin de bipartidismo, o al 15m como evento expontaneo e inspirador es una simplificación, es la crisis de la representación la que puede explicar muchas cosas e incluso indicarnos que caminos seguir (y cuales no).

La crisis de la representación tiene su origen en formas de organización y comunicación más distribuidas, y en la digitalización de la sociedad.

Las nuevas formas de organización/comunicación tienen sus antecedentes no solo en los movimientos internautas, sino también en movimientos sociales, protagonistas y catalizadores de los últimos ciclos de movilización donde las grandes organizaciones, políticas, sindicatos y partidos principalmente, dejan de ser los principales actores movilizadores. Tanto en movilizaciones multitudinarias de la época de Aznar (No a la Guerra, Nunca Mais, LTGB, Investigadores precarios, etc.) como en las experiencias más innovadoras como VdVivienda (precursor de la PAH) o las luchas por la libertad en Internet.

El modelo organizativo en red, ampliamente teorizado en las últimas décadas, consigue en la población un mayor grado de sentimiento de identidad que las organizaciones que proyectan su mensaje desde ejecutivas y desde sistemas jerárquicos de representación, Anoymous es el máximo exponente de este fenómeno.

La sociedad se siente más representada en objetivos, en proyectos y en procesos que en organizaciones, y se siente representada si participa del proceso o al menos lo comparte, eso es lo que hace que se rechacen etiquetas como la de los ejes izquierda/derecha para situarse políticamente. No se trata solo (que también) de una desafección frente a los símbolos, sino de la necesidad de tener referentes válidos para estos deseos de desrepresentación.

En estos últimos años se ha creado una red informal, un rizoma con múltiples conexiones que son fundamentales si se quiere alcanzar esa hegemonía que consiguió el 15m o la PAH, están conectados tanto nodos principalmente comunicativos, que son capaces de marcar agenda política y difundir mensajes al margen de los grandes medios, como redes de activistas y voluntarios que si tienen algún sentimiento de pertenencia es a identidades como el 15m, sin direcciones ni liderazgos en los que se delegue esa identidad.

Tanto DRY como las asambleas no consiguieron en el 15m combinar organizaciones formales (aunque sean asamblearias) con ese rizoma, sin embargo La PAH si fue capaz de combinar cierta estructura organizativa con una organización en red. Una de sus mejores herramientas para conseguir esta sintonía social ha sido tener un objetivo compartido, y es en ese objetivo donde se encuentra el principal elemento de identidad, por encima de la marca “La PAH”.

Esta vinculación se acompa de unas prácticas de organización abierta y eficaz, consiguiendo mezclarse con movimientos de barrio contra los desahucios sin que estos movimientos pretenezcan a La PAH, gracias a una cultura de trabajo colaborativo donde las distintas organizaciones colaboran en vez de competir. De hecho La PAH por si sola, con sus activistas solo, no podría haber sido capaz de parar tantos desahucios o conseguir las firmas para la ILP. Siempre se han proyectado las victorias como victorias de la ciudadanía.

Las candidaturas municipalistas han sido capaces de poner en marcha procesos electoralistas con estrategias abiertas y colaborativas, en un espacio político (el electoral) donde prevalecen las dinámicas competitivas.

La potencia de los actuales movimientos electoralistas reside en la conexión con los deseos de empoderamiento, en presentarse como herramienta y no como organización en la que se delega (y por lo tanto se pierde) poder. De ahí la importancia muchas veces de no proyectar la imagen de Podemos como partido político.

Sus primarias abiertas para organos internos y candidaturas, la transparencia en la cuentas y las consultas vinculantes son las principales características de Podemos para poder presentarse como herramienta de empoderamiento, pero también es cierto que las estrategias del núcleo irradiador 😉 en la confección de listas afines, el sistema de listas planchas en las primarias, la centralidad que está tomando Pablo Iglesias en la negociación y construcción de alianzas de cara a las generales, y el reforzamiento de Podemos como marca única y aglutinadora pueden provocar los efectos contrarios a los deseados.

Vistas las encuestas de intención de voto a Podemos le queda muy poquito para superar al PSOE, con un poco de aumento en su intención de voto podría colocarse por encima del PSOE, ya sea en nº de votos o ya sea en diputados, lo que permitiría a Podemos optar a un pacto con el PSOE donde Podemos presidiera el próximo gobierno de España.

Podemos debe elegir si reutiliza los aprendizajes de los últimos meses adaptando su organización y convirtiendo Podemos un movimiento plural donde se puedan sentir identificados una pluralidad de perfiles, donde el poder resida en el equilibrio democrático entre distintos espacios de participación. Esta estrategia apostaría por estar a la altura del momento político, ser catalizador y cauce de participación política. Por el contrario Podemos puede decidir cerrar filas, ignorando y utilizando selectivamente las mejores experiencias municipalistas.

De cara a la victoria en las generales, tal vez abrir Podemos pueda tener más riesgos que quedarse como se está, se podría conseguir ese % de intención de voto que le falta usando el tirón mediático de nuevos líderes de experiencias municipalistas dispuestos a prestar su imagen/marca a Podemos de cara a las generales, pero seguiría siendo un Podemos cerrado con unas primarias homogeneizadoras, con las ICPs congeladas, y con un modelo de liderazgo centralizado.

Podemos en lo que lleva de existencia no ha sido capaz de poner en marcha herramientas de empoderamiento, ninguna ICP ha conseguido aprobarse, y las consultas ciudadanas se han utilizado solo como herramientas de ratificación, se ha dejado poco espacio a la construcción colectiva de Podemos, prácticamente ningún consejo ciudadano ha realizado consultas ciudadanas más que las que se ven obligadas orgánicamente para aprobar pactos.

Cerrar filas y apostar por una estrategia conservadora para las generales puede ser una estrategia plausible a corto plazo, pero sería muy de “vieja política”. Es impresindible entender que están en sus creadores la clave de la victoria de Podemos, la clave del fenómeno Podemos está en el momento histórico en el que se produce, la aparición de Podemos u otro tipo de candidaturas era previsible e inevitable y existía un caldo de cultivo para el éxito, el hundimieto de PP-PSOE comienza ya en 2011.

Si se olvida que hay que conectar con el momento histórico que vivimos, y en esta fase Podemos solo realiza cálculos electorales de aquí a Noviembre, viendo en los movimientos electorales no controlables una amenaza a Podemos, estará asumiendo una visión cerrada de Podemos, y definiendo un marco de estrategia política basado en la competencia frente a la colaboración.

Una situación así puede provocar que el desbordamiento en el plano electoral se produzca en espacios distintos a Podemos, ya que dentro de Podemos hay poco poder de maniobra, porque la marca Podemos cada vez es menos atractiva y por el contrario más identitaria.

Podemos necesita para sobrevivir, y para ser herramienta del cambio, animar el desbordamiento (ni temerlo ni combatirlo) y establecer dinámicas de trabajo en esta realidad basada en la cooperación frente a la competición, que recupere la imagen de Podemos como herramientas frente a la imagen de Podemos como partido político y en muchos casos como resistencia para el empoderamiento ciudadano.

En definitiva, desbordarse o morir.

Nuevas tendencias del diseño Web y 6 malas decisiones

El desarrollo web está experimentando un cambio profundo, aparte de cuestiones técnicas que enumeraré también se está produciendo unos cambios estructurales y de modelo comunicativo, a mi modo de ver técnicamente está mejorando mucho pero conceptualmente la gran mayoría de proyectos webs fallan en lo principal, la funcionalidad, que ha menudo queda relegada por otras prioridades de imagen o de modas/tendencias.

Este post está enfocado principalmente en el desarrollo de webs corporativas, es decir, páginas de empresas u otro tipo de organizaciones (instituciones, asociaciones, etc.)

Para empezar es importante recordar que la web junto con el correo electrónico son los sistemas más asentados de Internet, ambos basan su éxito en ser distribuidos, no depender de ninguna empresa ni plataforma concreta, lo que permite que siga vigente y siga usándose en todo tipo de dispositivos dispositivos (móviles, mac, windows, linux, etc.)

Que la web se base en un sistema no centralizado es lo que ha permitido (junto con el email) que sobreviva como servicio en internet, mientras que otros servicios tienen un ciclo de vida determinado.

El desarrollo web no obstante no ha estado exento de tendencias basadas en protocolos y servicios más centralizados, como flash, o las webs diseñadas específicamente para determinados navegadores e incluso diseñadas para ser “amigables” solo con determinados buscadores o para determinadas dimensiones de pantalla, la web está concebida desde su creación para adaptarse a distintas pantallas, esta funcionalidad se ha estado desechando e infravalorando hasta la aparición y generalización de nuevos dispositivos  (móviles, smarts tvs, tablets, etc.). Actualmente se están desechando tecnologías cerradas que nos son compatibles con todos los dispositivos y adoptando tecnologías libres (jquery, html5, etc.) que sustituyen flash y otras tecnologías parecidas.

Centrándonos más en la funcionalidad y menos en la parte técnica el principal problema de las nuevas tendencias en el diseño web es priorizar el diseño a la funcionalidad, una de las causas es que se está delegando la comunicación en otras plataformas distintas a la web, principalmente redes sociales, pero también otras herramientas como mailings, envío de sms/whatsapp, etc.

Nos encontramos en un momento donde no se valora las posibilidades de comunicación directa de una organización con su entorno a través de su web, dando pasos atrás y volviendo a construir webs/escaparates donde la primera impresión es magnífica pero no son herramientas de comunicación con su entorno, sino más bien escaparates web atractivos.

Las redes sociales nos permiten lanzar una comunicación concreta a una amplia audiencia, en este sentido funciona cuando tú eres la parte pro activa, que lanza un mensajes (nuevo servicio, convocatoria, promociones, etc.), pero cuando la parte pro activa no es eres tú, sino que el usuario viene a buscarte, las redes sociales solo ofrecen las últimas publicaciones, mientras que es la web donde alguien realmente interesados en nuestra organización va a buscar la información.

Hay que analizar los distintos perfiles de personas que visitarán nuestra web, aunque cada organización tendrá un entorno distinto y con más o menos diversidad de perfiles, voy a destacar 3 perfiles.

1) El visitante causal de la web, que no nos conoce, y llega a nuestra web, sin buscar una información concreta, sino que quiere saber quienes somos.

2) El visitante causal que no nos conoce pero está solo interesando en una parte de nuestra organización, porque quiere ampliar información sobre algo que ha leio en prensa, tiene interés en un servicio concreto o está buscando determinada información en un buscador y ha llegado a alguna sección de nuestra web.

3) Un visitante que ya nos conoce (cliente, fan de un grupo musical, socio de una asociación, etc.) y viene a nuestra web buscando una información concreta.

Las webs que se están diseñando hoy en día responden principalmente al primer perfil.

Hay determinadas organizaciones donde puede ser coherente enfocar su web solo al primer perfil, por ejemplo una Startup que busca financiación, una web para un solo producto, un currículum online, etc. Es decir, organizaciones que no tiene demasiada información que comunicar y con un interés muy especial en provocar determinada sensación en este visitante. Es posible que muchas de las técnicas que yo en este post rechazo si sean recomendables para este tipo de webs.

Una de las principales causas de los errores de desarrollo, como en la mayoría de desarrollos técnicos es la metodología y el proceso de creación de la web. Normalmente se elige una empresa de diseño en función de lo “bonitas” y “atractivas” que sean las webs de su portafolio, o si el desarrollo no se encarga a otra empresa igualmente se comienza por el diseño, sin analizar hasta que punto son capaces de adaptarse a las particularidades de la empresa, y una vez iniciado el proceso lo primero que se establece es la estructura de diseño, y después se estudia como “encajar” los contenidos en ese esquema, sin realizar un análisis previo de las necesidades comunicativas, y destinatarios de la web.

Para construir una web lo primero que hay que hacer es recopilar los contenidos que queremos incluir.

También es un problema de metodología y procesos, aunque no se refiera a la creación de la web sino al mantenimiento, el no actualizar la web, encontrando organizaciones que cuando tienen algo que comunicar lo publican en redes sociales, hacen mailings y notas de prensa, pero esa información no se refleja en la propia web de la organización. Cuando un visitante llega a la web de una organización intentando buscar información sobre algo que ha visto en prensa y redes sociales y no lo encuentra, percibe la web como un escaparate estático que una vez lo ha visto no tiene sentido volver a visitarla.

Concretando, voy a enumerar tendencias concretas que considero se están imponiendo en el diseño y que pueden ser útiles para causar una buena primera impresión pero que dificultan la funcionalidad de la web, provocan a quienes buscan una información concreta que no la encuentren y es hostil con los visitantes habituales:

1) Poca información: Con vistas al diseño y a no saturar al visitante causal, se usa mucha imagen y poco texto, no tiene que ser negativo siempre y cuando la información más ampliada esté disponible en la web y se pueda encontrar fácilmente.

2) Landpages con scrolls largos, donde cuando abres la web además de una gran imagen solo tienes un par de botones y alguna pequeña frase, obliga a casi todos los visitantes (excepto el perfil de visitante causal) a buscar su información más abajo o en algún extraño lugar, hay que intentar colocar las opciones más usadas disponibles en la parte de la web que primero se visualiza.

3) Sliders o carrusels: La mayoría de sliders o carrusels, a mi modo de ver, suelen ocupar un espacio privilegiado en la web pero no son funcionales, es una manera de mostrar mucha información en un espacio pequeño, pero la realidad es que el usuario no se va a quedar quieto mirando como pasan los diferentes fotogramas a ver si uno de ellos contiene la información que busca. Los carrusels ocultan información que en teoría está en la portada pero en realidad no está accesible, si el visitante que no sabe que lo que busca está en un fotograma del carrusel no se va a quedar esperando como pasan los fotogramas y no va a encontrar la información.

4) Portadas estáticas y profundidad dinámica: Es habitual en nuevas webs que mientras que la web contiene contenido dinámico,  noticias, notas de prensa, novedades, etc. en la portada no aparecen estos contenidos, y la portada es muy estática y no cambia prácticamente nunca, es importante que el visitante asiduo que viene a la web para encontrar novedades encuentre estas novedades en la portada. Si sacas una nota de prensa, un producto nuevo, una convocatoria, etc. esta noticia tiene que estar en la portada de alguna manera, para que quien se entere por otro canal y venga a la web a buscar esa información la localice rápidamente, también es importante que cuando el visitante de la web nos visite por segunda o tercera vez encuente cambios y novedades y no de la sensación de que la web no se actualiza.

5) Contenidos no enlazables: Con la aparición de ajax nos encontramos con contenidos que no están directamente en una página con una url, páginas donde el contenido se carga dinámicamente (sin recargar) y cuando encuentras un contenido no puedes compartir el enlace de ese contenido.

6) Contacta para más información: Hay webs donde te dan información sobre una actividad/producto y si quieres ampliar la información te envía a un formulario de contacto, y no se publica en la web las características del servicio, cuando un potencial usuario esté buscando un servicio, y quiera comparar las características de los distintos servicios lo hará fácilmente en aquellas webs que ofrezcan toda la información posible sobre esos servicios, si hay varias empresas que ofrece ese servicio confiará más en la empresa que publica la mayor cantidad de información sobre el servicio.

Evaluación de Ganemos Jerez escrito antes de conocer los resultados

La crítica a los proyectos políticos que participan del sistema elecotral se suele producer a partir de los resultados, pero creo que es complicado el análisis una vez se conocen los resultados.

Si los resultados son malos, se ocultan los aciertos y no se valoran las cosas que se han hecho bien, pero es aún peor si los resultados son buenos, ya que cualquier tipo de evaluación sobre las deficiencias del proyecto son acallados por los resultados y quien no considera que determinadas decisiones fueron un error usa el argumento de los resultados, después si estos errores que no han sido abordados terminan más tarde saliendo a relucir en los momentos de debilidad.

Es más, en función de resultados electorales hay personas que tienen una habilidad increible de cambiar de opinión, mucho más que con argumentos, por lo que yo prefiero contaros lo que pienso sobre lo que ha sido Ganemos Jerez, más allá de lo que digan las hurnas, pero como digo medio de broma, como saquemos 5 dimito, aunque me suelen preguntar ¿dimitir de que? Y eso es lo mejor, participar de un proyecto político, poder implicarte todo lo que quieras, y influir en el, sin necesidad de tener ningún carguito, sin que la opinión de nadie valga má que la de otro.

Perdón por lo largo, y por la posibles faltas ortográficas y gramaticales, no tengo mucho tiempo para ponerme a escribir esto, y mucho menos para corregirlo/resumirlo.

A Ganemos Jerez se le comienza a dar forma en el verano de 2014, la forma de ponerse en marcha es a través de un crecimiento en red, con un proceso de crecimiento basado en la afinidad y el conocimiento, es decir, se invita a personas activas en política, entendiendo la política como algo que se practica mucho más en plazas y colectivos que en partidos políticos, en esa invitación se presenta el proyecto a las personas, se despejan dudas y se va construyendo el proyecto a partir de estas reuniones, reuniones que comienzan como cafés de no maś de una docena de personas y que después se comienzan a organizar en espacios más grande con la asistencia de 50-100 personas en cada presentación.

Durante el crecimiento se hace un esfuerzo colectivo por incorporar distintos espacios y sensibildades para hacer una construcción lo más plural posible.

Este proceso de formación y crecimiento hace que el proyecto llegue rápidamente y de manera bastante descentralizada a todos los entornos políticos de la ciudad, además facilita y tuitea la incorporación de personsa al proyecto.

Durante este proceso se habla mucho de confluencia, frente al tradicional concepto de convergencia, pero en realidad yo observo que existen dos “corrientes”, por un lado el de la confluencia, que apela a la incorporación a una fuerza política de organizaciones y personas que no participan de la política institucional, junto a determinados partidos políticos, y por otro la corriente de la convergencia, que apela a la “unión de la izquierda”, no llegó a existir uan tensión entre estas dos corrientes pero tampoco se abordó ni se escenificó, cuando hubiese sido más constructivo abordar esta cuestión para poder profundizar en la naturaleza del proyecto.

La afirmación de que si no confluían IU y Podemos Ganemos Jerez no continuaría, afirmación realizada públicamente por determinadas personas relevantes sin aclarar que eran opiniones personales, fue un error que dió la cara después, cuando se profundizaban o cuestionaban estas afirmaciones se llegaba a la conclusión de que se decidiría en el momento por parte de todos que hacer, pero como a menudo se realizaba esta afirmación se confundió a mucha gente de la naturaleza ciudadana de las candidaturas municipalistas que se estaban poniendo en marcha por todo el estado.

IU y Podemos estuvieron informados de manera cercana del proceso desde el primer momento, lo que provocó más tensiones internas dentro de IU y de Podemos que entre los partidos políticos y Ganemos Jerez.

Ganemos Jerez consiguió en este proceso la vinculación, en distinto grado y de distinta manera, de muchas personas activas políticamente pero que no participan de partidos politicos.

En Septiembre/Octubre se empezaron las reuniones con los partidos políticos, de estas reuniones se recogieron actas pero a mi modo de ver no fueron muy transparentes, las actas eran muy “optimistas” y no mostraban los obstáculos más importantes.

El proceso de reuniones con partidos relentizó el ritmo y dió el protagonismo a lo que decidieran los partidos, no se produjo una “negociación” con los partidos, Ganemos Jerez no fue capaz de facilitar la confluencia de IU y Podemos haciendo presión sobre estas organizaciones, Ganemos Jerez no presionó ni a IU ni a Podemos para que cambiasen las primeras diferencias que eran tan solo de fórmula jurídica, no tiene sentido que la fórmula jurídica sea la única razón para no conseguir un acuerdo, y Podemos e IU fueron a las reuniones solo a mostrar sus posiciones, se les dió lo que podría considerarse un ultimatun.

Cuando finalmente en Enero se escenifica en una asamblea que IU no iba a estar en el proyecto (fue a la asamblea con la nota de prensa ya escrita), surgen incompresiones y reproches a quienes hablaron de que Ganemos Jerez no continuaría si la presencia de IU y Podemos, estos reproches además mayoritariamente no fueron dirigidos a quienes decía que no continuaríamos sin IU ni Podemos, sino que fue un reproche a todo el proyecto ya que como dije antes, se hicieron públicamente por personas relevantes en momentos relevantes.

El proceso de primarias ha conseguido construir una lista, concretamente sus 22 primeras posiciones, con voto directo a personas, sin listas. El método de voto presencial y por Internet ha funcionado bien, pero se ha demostrado que no era infalible, y ha ocurido lo creíamos no llegaría a ocurrir, que un candidato recopilara DNIs para auto-votarse, no llegamos a ser capaces de valorar hasta que punto pueden llegar determinadas personas, pero el colectivo reaccionó ejemplarmente.

El sistema de recuento VUT ha conseguido construir una lista bastante representativa de la masa crítia, la participación de unas 500 personas en un proceso que nisiquiera requería una presencia física evidencia que si bien existía una masa crítica cuantitativamente importante era inferior a la conseguida con anterioridad al proceso más centrado en los partidos políticos, haber realizado las primarias con una mayor masa crítica hubiese ofrecido una lista mucho más representativa de la realidad de la ciudad.

El proceso desde primarias se acelera, muchas cosas han fallado por falta de tiempo, pero la fecha de las elecciones no las ponemos nostros, por lo que no voy a analizar errores que se han dado por falta de tiempo, pues me interesa valorar las cosas que podemos mejorar.

El proceso de construcción del programa ha sido bastante espeso, en ese proceso no se ha conseguido involucrar a toda la masa crítica que alcanzó ganemos tras su presentación pública, el proceso fue participativo pero no estuvo sistematizado, por lo que aparte de aportar propuestas era complicado participar en la construcción sin que implicase un grado importante de implicación, lo que no consigue involucrar a personas interesadas solo en determinadas cuestiones.

Ha faltado algún sistema que mostrase a los que han participado en el programa donde han ido a parar sus aportaciones, si se han unificado, re-redactado, descartada, ni que grupo y con que criterios tomaba esta decisión. Este proceso se ha llevado a cabo en reuniones de programa abiertas, con cierto ritmo frenético las últimas semanas. No se han producido conflictos importantes en este sentido porque al comunidad entendía que no era posible en los plazos que nos estabamos marcando realizar el proceso de mejor manera, y porque los que más se preocuparon lo puedo incidir implicándose directamente.

Los cambios de ritmos, con un ritmo lento al principio y un ritmo frenético al final, con un parón con las primarias, no ha permitido incorporar a la masa crítica alcanzada con anterioridad, que se alejó con el proceso de convergencia de IU y Podemos, sin que existiese ninguna estrategia para incorporarlos.

El proceso de recogida de avales ha reforzado el proceso, ha obligado a una dinámica de trabajo muy abiera, ha proyectado una imagen de una candidatura construida desde la base que ha sido premiada con miles de avales.

El proceso de recogida de avales también ha servido para engrasar la maquinaria de trabajo colectivo, reconociendo las habilidades personales y conlectivas que tiene el grupo y creando sinergias con ellas.

El trabajo colectivo y la conexión con la sociedad a través de la recogida de avales consiguió a atraer a más gente además de la que se incorporaba de Podemos tras haber estado implicados en la campaña autonómica, generando ciertos momentos de paralisis y reconstrucción debido a la incorporación de más personas al trabajo diario, y al aumento del ritmo del trabajo.

Creo que este nuevo proceso de crecimiento, teniendo en cuenta que se incorporaron una cantidad importante de personas que ya trabajaban en Podemos con determinada metodología, aunque no ha estado excento de tensiones creo que ha sido un proceso muy fluido, sobre todo teniendo e ncuenta que no se estableción ninguna estrategia organizativa para favorecer esta integración. Sin duda es la calidad humana de tantas personas con las que estos meses hemos trabajado desinteresadamente lo que ha permitido de nuevo la creación de sinergias, y ojo, sin discursos autocomplacientes que mete-patas hay en todos sitios.

La campaña política ha sido espectacular, la producción audiovisual ha tenido una escelente calidad técnica. El lenguage audiovisual ha sido adecuado para el clima social que vive la sociedad, y ha tenido un formato apropiado para redes sociales, lo que ha conseguido una alto alcance en redes. El alcance en redes ha contribuido a un clima multicapa, que ha contagiado amplios sectores sociales.

La estrategia comunicativa asociada la difusión de “la marca” ha sido excesivamente vinculada a Podemos, por una cuestión probablente conservadora donde no existía gran confianza en superar las espectativas de voto asociadas a la marca Podemos, se han volcado menos esfuerzos en proyectar la imagen de agrupación de electores independientes con objetivo municipalista, que puede llegar a alacanzar votos más allá de los identitarios con el proceso de construcción de Podemos, esta cuestión es también un tema común y recurrente en la mayoría de candidaturas municipalistas que han surgido en esta convocatoria electoral. Recuerdo que este balance lo escribo antes de que se abran los colegios electoras aunque lo publique con su cierre.

Las carencias para proyectar una imagen de candidaturas municipalistas tiene que ver con mensajes estatales, donde este fenómeno de movimientos municipalistas, a la hora de analizarlos estatalmente, ha estado monopolizada, sobre todo en medios de comunicación, por el factor del fenómeno Podemos, si bien tiene mucho que ver también con la incapacidad de Podemos para afrontar sus tensiones internas, que a menudo se han escenificado dentro de los procesos de construcción de estas candidaturas. Parece haberse olvidado otras causas del nacimiento de candidaturas municipalistas, como la politización de la sociedad, la crisis del bipartidismo y la crisis del modelo de democracia representativa, que fue una de las principales causas también de la explosión del 15m.

La campaña ha tenido dos capas, en cierta manera conectadas a través de internet, por un lado la capa más formal o tradicional de la campaña, que ha sido ejecutada con una calidad técnica excelente, incluso en la relación con los medios, se ha transmitido una cercanía y una manera distinta de hacer las cosas, y a la vez ponernos al servicio de los profesionales de los distintos medios.

La capa más descentralizada de la campaña ha implicado a miles de personas, con distintos grados de implicación, y con distintos espacios de participación, difusión en redes, buzoneo, carteles, presencia en la calle, logística en actos públicos, etc.

Ambas capas no han sido incoherentes, y se han retroalimentado.

El grado de digitalización ha sido alto, una amplia comunidad ha estado conectado y conociendo en tiempo real lo que se estaba haciendo y como, lo que permite colaborar puntualmente y descubrir donde eres útil, no obstante apenas se han llegado a utilizar herramientas que pudiesen ampliar la productividad más allá de la mensajería instantanea y de grupos de facebook.

Estatalmente el análisis coyuntural se ha centrado en Barcelona y Madrid, sin darse visiblidad a la plural y a la distinta naturaleza que han generado todo tipo de iniciativas municipalistas, con distinta composición, metodología y tensiones, habrá que analizar las diferencias entre ellas a la hora de analiar los distintos resultados que puedan ofrecer cada una, en un proceso de aprendizaje por errores será necesario socializar todas estas experiencias.

Esta centralidad en Barcelona y Madrid ha perjudicado la viralidad y la pluralidad que hubiese podido provocar más sinergias gracias a las redes.

Sin más este es el tocho que me ha dado por escribir el sábado de relexión, junto con una estupenda siesta reparadora y un puñado de llamadas para que mañana todo vaya como la seda.

Iré en la lista de Ganemos Jerez

Después de que en un proceso de primarias en Ganemos Jerez elijamos a los 22 primeros puestos de la lista se han elegido a 8 personas más para completar la lista, entre los que me encuentro.

Afortunadamente la principal motivación de los que participamos de Ganemos Jerez no es alcanzar cuotas de poder, carguitos u otros objetivos personales, lo que nos mueve es participar de un proceso de cambio institucional y de modelo democrático donde las decisiones que nos afectan directamente no queden en manos de políticos profesionalizados muy alejados de la realidad social sobre la que gobiernan.

Nuestro objetivo no es gobernar, sino cambiar la forma de gobernar, es por eso que muchas personas estamos implicados en este proyecto dedicando horas de sueño y fines de semana para que este proyecto llegue a buen fin.

En los esquemas de la vieja política puede que no tenga sentido involucrarme tanto en la creación de ganemos jerez sin ser candidato o aspirar a algún tipo de beneficio personal, de hecho mucha gente no termina de entender mi involucración y apuesta por Ganemos Jerez y que al mismo tiempo no me haya presentado a las primarias, como si estuviese “trabajando gratis” para otros.

Y es que lo de la nueva y vieja política consiste principalmente en una crisis del modelo representativo, después de que los cargos electos hayan sido un obstáculo para la participación política de los ciudadan@s en sus propios problemas. No se trata, o al menos no solo, de tener mejores políticos, yo al menos me niego a conformarme con no descubrir después que es un ladrón la persona a la que voté. No es una cuestión de elegir a personas honradas, es la hora de reconstruir un sistema corrupto que hay que sustituir y mejorar.

Estoy convencido que si gana Ganemos Jerez no gana Santi, ni Kika, ni Manuel Fernández, si gana Ganemos Jerez ganamos tod@s, ganan los jerezanos y jerezanas y pierde una minoría de privilegiados expertos en tráficos de influencias, vuelos en “bussines”, contratos a dedo y amiguismos varios.

Todo esto no quiere decir que las personas no sean importantes, mi presencia en la lista significa también un apoyo personal a las personas que han dado el valiente paso de estar en lo que llaman “puestos de salida”, junto a un alto grado de confianza y exigencia de transparencia tendrán, no solo mi “apoyo político”, sino mi amistad y apoyo mutuo cuando los que de verdad mandan en esta ciudad vean en peligro sus privilegios y les ataquen, nadie dijo que fuese a ser fácil.

Cultura tablet: La pantalla que te usurpa el control de tus datos

La informática es la ciencia que estudia el almacenamiento, procesamiento y transmisión de información en formato digital.

Los ordenadores básicamente ofrecen herramientas para manejar información y datos, los primeros ordenadores que entran en los hogares, como las calculadoras, pueden procesar un tipo de datos muy limitado (números) y hacer operaciones muy limitadas, los primeros ordenadores capaces de manejar muchos tipos de información llevaban como método de almacenamiento el cassette, un soporte ya difundido para música, pero muy limitado y laborioso para realizar copias.

Con la aparición de los disketes, la principal utilidad del ordenador es copiar, modificar y tansmitir datos, bajo el fomato del fichero, piezas de información que se pueden almacenar en soportes, y puedes acceder directamente a esos ficheros y carpetas. El usuario del ordenador controla sus datos, los alamecena en soportes a los que solo él tiene acceso, y él directamente gracias a herramientas informáticas procesa y manipula esos datos. El usuarios de ordenadores en este periodo tiene un control total de sus datos y es consciente de ello.

La aparición Internet da la posibilidad al usuario de ordenadores en el proceso de transmisión de los datos, por ejemplo mediante el envío de ficheros a través del correo electrónico sin la necesidad de tranportar un soporte físicamente.

Otra posiblidad que abre la red son servicios de tratamiento y almacenamiento de la información, donde el usuario puede alamacenar información no solo en los soportes propios sino también puede alamecenarlo en algún sitio de la red, no obstante en los primeros momentos de la red el usuario es bastante consciente de lo que hace al guardar un fichero en Intenet, que no es más que almaecenarlo en un soporte conectado a internte, a el que puede acceder cualquier usuario de la red (subirlo a una página web) o usando algún sistema de almacenamiento con contraseña.

En Internet la transmición y almacenamiento de datos no solo se hace a través de los ficheros, podemos “subir” a la red no son solo ficheros, sino directamente información mediante distintos tipos de formatos y protocolos, mensajes de email, mensajería instantanea, videoconferencias, la wikipedia, etc.

Internet no solo permite externalizar el control y custodia de los datos, sino también su propio tratamiento, en muchos casos el usuario ya no tiene la información que ha generado bajo su control (por ejemplo la actividad en redes sociales), ni siquiera es un datos que primera tenga bajo su custodia y después envíe una copia, al contrario el usuario envia directamente los datos de su actividad a las redes sociales, estas trata estos datos como ellos deciden bajo un determinado modelo de negocio, y el propio usuario y otros usuarios no pueden acceder no a esa información directamente, sino al resultado de un tratamiento que decide la red social y que es distinto para cada usuario, dejando al usuario sin ningún tipo de control en la custodia, tratamiento y transmisión de la información que ha aportado al sistema.

El usuario está pasando de interactuar con sus ficheros y con sus datos a interactuar en una “Cultura Tablet” con quien realmente tiene el control de esos datos, eso lo consigue de dos maneras, por un lado con herramientas informáticas que recaban información y la envían a un tercero directamente, el usuario nunca es propietario de esta información, solo la genera, en los móviles y tablets ya ni siquiera existen “de serie” las herramiéntas básicas para copiar y mover ficheros entre carpetas.

Un cambio provocado por esta tendencia lo podemos ver en el correo electrónico, donde casi nadie usa clientes de correo electrónico que descargan los mensajes en tu dispositivo, al contrario iteractúan con su correo electrónico a través de webs o aplicaciones para móviles que solo puedes usar para leer y enviar mensajes mediante la web o la aplicación que te ofrece el servicio de correo electrónico que use el usuario. Antes era habitual que una persona decidiese cambiar su programa de correo electrónico, desinstala el antiguo y instala el nuevo, manteniendo su misma dirección de correo electrónicos, el usuario elige que sistema usar para gestionar su correo y que servidor de correo usar, ahora un usuario cambiará de un sistema de correo a otro y cambia tanto la dirección como la forma y posibilidades de interactuar con el correo. Si bien la mayoría de servicios de correo electrónico ofrecen la posibilidad de gestionar el correo electrónico mediante una aplicación de tu elección con protocolos estandar su modelo de negocio y el servicio está dirigido al usos de sus webs o aplicación para interactuar con el correo electrónico ya que en eso está precisamente su modelo de negocio.

Para conseguir este cambio de modelo que nos usurpa el control de nuestros datos las grandes corporaciones hacen una gran inversión para conseguir herramientas útiles y sencillas, también para que estas herramientas sean lo más cautivas posibles, invierten dinero para que nosotros les demos nuestros datos, que de una manera u otra serán vendidos, ese servicio de correo electrónico, esa red social o ese servicio de almacenamiento de datos no te lo dan gratis, no son ONGs, te lo dan a cambio de tener ellos todo el control sobre sus datos, y alguién le pagará por eso, le pagará por tí, de ahí que alguna vez hayas escuchado eso de “si no eres el cliente, eres el procto”

RuntimeError: could not create GladeXML object

Me he puesto a aprender python, y para el tema gtk por lo que leí parece que lo más cómo es Glade, el caso es que he estado un par de días que no podía hacer nada pues me daba error al cargar el archivo glade:

 

Traceback (most recent call last):
File “./solo.py”, line 13, in <module>
MainWin()
File “./solo.py”, line 10, in __init__
self.widgets=gtk.glade.XML(“ventana.glade”)
RuntimeError: could not create GladeXML object

 

Al final todo se soluciona en Glade, edit/preferences y elegir Libglade en vez de GtkBuilder

Tal vez alguien cuando tenga el mismo problema que yo y encuentre este post.

Es nuestra hora, Ganemos Jerez #GanemosJerez #GanemosTodo

En este artículo recojo preguntas y reflexiones sobre como deberían ser las candidaturas ciudadanas que están surgiendo por todo el pais, uso mi ciudad en el título porque considero que en mi ciudad también sería posible una iniciativa parecida. El artículo no analiza la coyuntura concreta de Jerez.

La aparición de Guanyem Barcelona (Ganemos Barcelona) ha servido para poner nombre a este nuevo ciclo electoral, donde la ciudadanía y los movimientos sociales están poniendo en marcha procesos de confluencia que puedan dar lugar a candidaturas democráticas capaces de interpelar a una mayoría social que rechaza las viejas práticas políticas y pone sobre la mesa una nueva forma de hacer las cosas.

Frente a la decadencia de la vieja política, la debilidad de las alternativas, los nuevos movimientos sociales crecen, la lucha contra los desahucios, las mareas, la movilizaciones por un proceso constituyente y multitud de luchas sociales se encuentran con un muro institucional. Las insituciones están cerradas para la ciudadanía y movimientos sociales y abiertas para una oligarquía, y ese mismo esquema nos lo encontramos en nuestras ciudades, barrios e instituciones más cercanas.

Ganemos la Ciudad

El asalto a las institucionales no es para ganar unas elecciones, es para romper ese bloqueo institucional, para ganar la ciudad.

Un movimiento que ponga el peligro los tradicionales negocios de las élites económicas encontrará resistencias y entrará en conflicto con los poderes ocultos de la ciudad. De este conflicto solo podemos salir victoriosos si existen un movimiento ciudadano, no puede ser un proyecto encargado y dejado en las manos de un pequeño grupo de concejales, sino que necesita de la participación de gran parte de la ciudadanía.

Es nuestra hora

El modelo tradicional y vanguardista de partido está en crisis, las experiencias de apertura dentro de ellos están muy lejos de las experiencias de participación ciudadana y mezcla con la ciudadanía que han experimentado los movimientos sociales más pegados a la ciudad.

Son los colectivos e iniciativas que llevan años trabajando pegados al ciudadano los que han acumulado una mayor cantidad de legitimidad y aprendizajes, necesarios para poner en marcha procesos participativos ligados a las instituciones.

Para conseguir la confianza de la ciudadanía es necesario un compromiso de reparto del poder, de manera que la victoria electoral de una alternativa de estas características signifique para el ciudadano un empoderamiento real, ofreciéndoles herramientas de participación y democracia directa adecuada a las características de las sociedades modernas, permitiendo la participación en espacios tanto físicos y virtuales, tanto individuales como colectivos.

Mandar obedeciendo, preguntando caminamos

Es necesario establecer una hoja de ruta basada en las preguntas y no en las respuestas, “mandar obedeciendo” y “preguntando caminamos” que dirían los zapatistas. Es necesario preguntar a los distintos actores de la ciudad que significaría para ellos ganar la ciudad, que cambios quiere hacer la ciudadanía para hacer más suya la ciudad y las instituciones. Y es necesario que la participación y la apertura sea parte vertebral del programa y no solo parte de la campaña electoral.

Es imprescindible detectar las distintas comunidades que habitan nuestra ciudad, y los distintos medios y vías de comunicación con ellos. Los barrios no son el único espacio de relación entre vecinos, y una gran cantidad de la población no tiene su comunidad más cercana en su barrio, o incluso se sienten parte de un barrio distinto, en el que no viven. La mejora de los medios de transporte y la pluralidad de la sociedad provoca que existan comunidades socio-culturales en torno a la que las personas se reunen más allá del barrio. Los ciclistas, los migrantes, los jóvenes, los artistas, etc. constituyen distintas comunidades a las que preguntar y con las que caminar.

El ciclo de luchas desde el 15m potencia movimientos menos personalistas, más horizontales y descentralizados, que hablan a una pluralidad de actores, frente a la construcción de discurso monolítico, una movimiento constituyente iniciado por un movimiento municipalista es el escenario ideal para poner en marcha procesos constituyentes más allá del municipio, haciendo realidad nuevos modelos de relación de las instituciones con la ciudadanía y de los representantes con sus representados.

Existe una clara demanda social de mecanismos de democracia directa, participación ciudadana y transparencia.

Las personas si importan, el reto de poner caras

Pero inevitablemente serán necesarias personas que encabecen estas candidaturas, tanto por su imperativo legal como por su utilidad comunicativa, necesitamos personas reconocibles por la ciudadanía que verbalicen las nuevas propuestas. Estas personas deben ejercer un liderazgo que reparta el poder que tengan, además de ser un liderazgo compartido y plural de manera que en el proyecto político y en las caras se pueda sentir representados personas con distintos perfiles. Pero también es necesario que sean personas en las que podamos delegar multitud de decisiones diarias que tendrán que tomar y no podrán ser consultadas. Que estas personas sean previamente conocidas facilita el proceso pero es lo menos necesario.

El proceso de elección de las personas es importante, pero hay que cuidar que no derive en una cesión de la responsabilidad y las decisiones a pocas personas, es necesario que durante el proceso se creen mecanismos de participación y control para ejercer el poder individual que todos tenemos en una democracia real durante los siguientes 4 años de gobierno.

Sin duda se trata de un proyecto ambicioso, a la altura de las circunstancias históricas y capaz de conectar con gran parte de la ciudadanía, pero requiere también de la generosidad de los actores participantes.

En sociedades plurales y diversas, es indispensable que sea un proyecto intergeneracional, plural e intercultural donde la seña de identidad sean la inclusividad frente a identidades cerradas y autoreferenciales.

Las cesiones no deben ser fruto de las negociaciones entre distintas tendencias o en despachos, sino de la cesión de la toma decisiones a la inteligencia colectiva y a la participación, siendo la deliveración y la democracia interna las claves de la resolución de los conflictos.

Partidos políticos pre-existentes

Especial papel jugarán en el proceso los partidos políticos. Existen opciones electorales que apenas han tenido experiencias de gobierno, o las pequeñas cuotas de poder no le han permitido emprender grandes cambios institucionales, y a pesar de los fallos que hayan cometido (o estén cometiendo) el objetivo no es competir contra estas opciones electorales, no es luchar por unos votos que solo nos llevarán a la oposición. Procesos como este servirán a estas organizaciones políticas para acelerar y alimentar las tensiones internas que ya sufren, dando más fuerza a las corrientes de apertura y democratización interna.

Si se quiere interpelar a una mayoría social y plural siendo inclusivos es indispensable no proyectar una imagen monolítica y homogeneizadora de la propuesta política, nuestras sociedad más plurales y diversas requieren de identidades flexibles y abiertas, dirigiéndose a la sociedad en distintos códigos y lenguajes, huyendo de lenguajes y ideologías altamente identitarios.

La confección de listas ciudadanas y el proceso de primarias abiertas, donde puedan participar candidatos de partidos políticos, debe dinamizarse potenciando la construcción ciudadana de las candidaturas, no solo en las listas, sino también del programa y de la participación en la toma de decisiones después de las elecciones. La dinámica se debe basar en la colaboración frente a la actual cultura de la competencia en la relación entre distintas fuerzas políticas.

Conseguir el apoyo de una mayoría de la población implica salir de nuestro círculo de confort, trazando alianzas amplias, alianzas que deben basarse en una alta exigencia democrática y una gran generosidad hacia la inteligencia colectiva.

#SíSePuede

Esto que está siendo posible en Barcelona, en Madrid, en Málaga, en A Coruña, en Valladolid, en Zaragoza, en Tetuan, en Logroño, en Murcia, en Córdoba… también es posible en Jerez. Es nuestra hora, #GanemosJerez

 

Paralelismos entre #15m y Podemos

Aviso: artículo ultra-subjetivo

Desde que se conoció el éxito electoral de Podemos observo en las reacciones a Podemos un Deja Vu con mi experiencia en el 15m, veo muchísimas similitudes con el proceso que llevó al 15m.

Tuve la suerte de participar del grupo promotor de las manifestaciones del 15 de Mayo de 2.011 (conocido ahora como DRY), y tuve la oportunidad de observar las reacciones que los acontecimientos producían en la ciudadanía, en los movimientos sociales y en los medios de comunicación y las distintas lecturas del fenómeno. Las reacciones de los medios de comunicación no dejan de ser reflejo de las reacciones de “El Poder”.

Como voy a comparar 15m y Podemos, no tengo más remedio primero que señalar las diferencias:

– Liderazgo y dirección: El mensaje del 15m fue sencillo e incluso simplista, la potencia comunicativa más interesante fue construida en red, principalmente a través de internet, los mensajes del 15m se enviaban a la red, pero esta los transformaba, creaba nuevos mensajes (muchos contradictorios), y cada uno tenía su propia visión de lo que “pedía el 15m”. A esto se le sumó una explosión creativa que hacía que cualquier personas libremente creara videos, carteles, etc. convocando a las manifestaciones del 15m. En el caso de Podemos aunque se promueve la creación de los círculos, que funcionan autónomamente, es el grupo motor quien planifica el mensaje a difundir, la estética, el lenguaje, etc.

– Relevos: DRY toma especial protagonismo pero enseguida ese protagonismo es repartido, se diluye entre acampadas, y durante este 15m el protagonimo va pasando de mano a mano, de DRY a las asambleas, a la Plataforma en Pie, a la Coordinadora 25s, a las PAHs, etc. Por el contrario en Podemos el protagonismo y la referencia está siempre en un mismo sitio y bajo el control de las mismas personas.

– Mutación: El 15m es viscoso, sin forma fija, es capaz de mutar, de transformarse en otra cosa, incluso aparentando que esa otra cosa no tiene nada que ver con la anterior. No existe una referencia clara de que es el 15m, mientras que Podemos tiene un teléfono a el que llamar, es un partido político (por muy de moda que esté en los partidos políticos decir que no lo son).

– La democracia en el 15m se practica desde la libertad, cualquier puede iniciar una acción en nombre del 15m, esa acción se puede quedar en la acción de una asamblea, o llegar a tener una relevancia estatal si se colabora con más personas y se lleva a cabo. Aún así cuando alguna asamblea o colectivo trata de usurpar los que es el 15m usando su nombre sin tener un amplio apoyo para realizar una acción que puede ser polémica sufre el descrédito comunicativo. Todo esto se produce sin ningún tipo de estructura democrática, a diario. En Podemos la democracia directa se ha ejercido solo para elegir los candidatos en las primarias.

– En el 15m nunca te enterabas de lo que pasaba con la prensa, al contrario los que participaban en cualquier asamblea veían información incorrecta sobre el 15m en los medios de comunicación y la detectaban, porque toda la información está en todos sitios. Recuerdo una persona de una asamblea de Sevilla hablando con una periodista explicándole cosas de todo el pais y ella le pregunta que como se enteraba de esas cosas y él le respondía que por Twitter. Al contrario en Podemos hemos visto como algunos círculos reaccionan en contra de determinadas decisiones del grupo promotor, decisiones de las que se enteran por la prensa.

Ahora que ya he señalado muchas de las diferencias profundas entre lo que es Podemos y lo que es el 15m me gustaría señalar las similitudes y como se han producido las mismas reacciones por parte de ciudadanía, activistas y medios.

El 15m y Podemos triunfa en dos escenarios distintos, en 15m en el poder de convocatoria para movilizaciones y Podemos en la escala electoral, en ambos casos se plantean objetivos que se consiguen en 4 meses, objetivos que en cualquier grupo activista se habría considerado totalmente útopico, en el caso del 15m movilizaciones multitudinarias y acciones de desobediencia distribuidas por todo el estado, y en el caso de Podemos situarse como cuarta fuerza política haciendo peligrar la posición de monopolio que tenía IU como alternativa de izquierdas al PSOE.

Lo que hacen este tipo de movimientos es actuar sobre todo comunicativamente sobre la población, no sobre el mundo político, su lenguage y su mensaje va dirigido a un amplio sector social. Lo que hace sobre todo el 15m y Podemos es hacer realidad el slogan “Si Se Puede” de la PAH, de hecho Podemos incluso los usa en campaña. Se trata de detectar que cosas no se han hecho, pero que son posible hacerlas y la ciudadanía está preparada, son cosas que no se suelen hacer porque nunca se han hecho, porque siempre ha sido imposible.

15m y Podemos se “saltan” a las organizaciones clásicas, en vez de criticar a los sindicatos, a los partidos políticos, en vez de decirles, en el caso del 15m a las organizaciones que se movilicen, o en el caso de Podemos decirle a IU lo que hay que cambiar para despertar ilusión y generar confianza, lo que se hace es construir la alternativa, hacen una especie de Fork (y digo fork porque se reutilizan muchas cosas que enumero más adelante).

A priori tanto 15m como Podemos tuvo cierto rechazo por parte del activismo y de las personas más influyentes en las organizaciones sociales más politizadas.

El rechazo del activismo a priori considero que se debe a dos causas principalmente:

1) La eliminación por parte del 15m y de Podemos de los cauces clásicos de “unión” basados en unir siglas de organizaciones.

2) El mensaje va más dirigido a la población no movilizada que a la que ya está movilizada.

Por un lado que no se les tenga en cuenta a los activistas como actores centrales de la historia, y por otro que el mensaje no sea detectado como propio, incluso encontrando guiños a sectores sociales más allá de la izquierda, por ejemplo en el caso del 15m se evita etiquetas y en el caso de Podemos hay guiños a “cosas” como la Patria o las fuerzas del orden.

Curiosamente aquellas cosas que hacen que los activistas rechacemos a priori estos proyectos son las mismas que lo hacen posible.

Una vez ha tenido éxito, los activistas se acercan, al 15m o Podemos, y entonces se acercan para dar lecciones. Tras el éxito el activista piensa que no se puede ser ajeno a lo que pasa, y sin analizar sus errores previos que descartaban el éxito de esta propuesta acuden a asambleas a dar lecciones, a decir lo que hay que hacer, sin esforzarse en detectar cuales son las claves del éxito.

Otro efecto que considero común a 15m y Podemos es que tras la victoria se idealiza, son movimientos que consiguen objetivos para muchos utópicos, por lo que se idealizan, se teoriza sobre lo que han hecho y a mi modo de ver a menudo incluso características que para mi son negativas se consideran como positivas. (que triunfes no quiere decir que todo lo hagas bien).

Por último, la excepcionalidad del fenómeno nos hace fijarnos demasiado en el fenómeno concreto, sin entenderlo dentro de un proceso, así se trata de identificar el mérito de la victoria en la excepcionalidad de un grupo de personas concretas, sin entender que forma parte de un proceso histórico. Para muchos a partir del 15m ya no existía movilización social que no fuese el 15m, y para muchas personas para convocar una manifestación por cualquier causa no había que pedir permiso al gobierno pero sin no te daba permiso la asamblea del 15m no se hacía.

En el caso de Podemos es importante entender que forma parte de un proceso histórico, donde los movimientos sociales impotentes ante la inmovilidad institucional, convirtiendo los parlamentos en la última e infranqueable barrera de cualquier reivindicación de cambio.

Es más que probable que los aprendizajes de Podemos sirvan para nuevas propuestas electorales, que no se llamarán Podemos, igual que el 15m generó nuevos procesos de movilización que no pasaban por las asambleas del 15m y de DRY.

Por último una de las carácterísticas que más me han sorprendido del 15m y también ocurre en Podemos es que realmente no inventan nada, usan prácticas muy novedosas en el entorno en el que actúan, pero son prácticas novedosas pero que ya se han puesto en marcha experimentalmente con anterioridad, aprovechando toda esa experiencia positiva, y juntando muchas de esas cosas nuevas que han funcionado en pequeños proyectos para un proyecto más grande.

El 15m por ejemplo se revela innovador en el uso de Internet como herramienta de organización y movilización, pero todo lo que hace (búsqueda de Trendings Topics, promoción con videos en youtube, redes sociales, recogida de firmas digitales, etc.) se han puesto en marcha con anterioridad, también Podemos que irrumpe en el ring político con un discurso muy novedoso, en realidad el discurso es novedoso dentro de un plató de televisión o en boca de un candidato electoral, pero bebe en gran medida del discurso del 15m.

¿Necesitamos más Adas Colau… o en realidad no? El reto de poner caras y voces a los Movimientos Sociales

Artículo escrito a dos manos:

Manuel Jesús Román Estrade @manjenet

José Manuel Mejías Vega @Jose_Mejias_

http://www.josemejias.es/2014/06/10/necesitamos-mas-adas-colau-o-en-realidad-no-el-reto-de-poner-caras-y-voces-a-los-movimientos-sociales/

Ada

Hace un mes Ada Colau dejó ser, por voluntad propia, portavoz de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca. Solo una carta de Ada a sus compañeros y compañeras y un breve comunicado de la PAH dieron cumplimiento a lo que ella misma, y la PAH, pretendían, y que expresaba al final de la carta: (…) Creo que a nivel público no se necesitan más explicaciones que las normales de cualquier organización social: que las portavoces vayan cambiando es una práctica de democracia interna, habitual en cualquier organización social, así que “Ada Colau” deje de ser portavoz no debería ser especialmente noticia. Seguimos!

A pesar de que no dieron una sola entrevista, ni rueda de prensa, la noticia fue portada al día siguiente de todos los medios de comunicacion social. La trascendencia que la acción de las PAHs está teniendo en España, y la de la propia Ada Colau, justificaba que la noticia fuera un bombazo. Pero ahí se quedo, a partir de entonces el protagonismo volvió a la ACCION de las PAHs con su Campaña de Escraches al PP en las Elecciones Europeas.

¿Porqué ha sido esto así?. Tenemos que recordar que la “encarnación” de la PAH en la imagen de Ada se produce cuando la PAH ya tiene un amplio respaldo social, y concretamente como necesidad ante un proceso legislativo (ILP). Nada de lo que dice Ada en su carta suena extraño a cualquier persona de cualquier PAHs del país. Es lógico, sin embargo, que el hecho de que deje la “portavocía estatal” de las PAHs haya generado un momentáneo y “explosivo” interés mediático. Los movimientos sociales, por su propia naturaleza e historia en este país, solo en ocasiones muy especiales (No la Guerra, por ejemplo) han tenido tanta presencia e influencia en la política institucional, la opinión pública y los medios de masas, y nunca lo han logrado como lo ha hecho la PAH. (incluso antes de que Ada llamase criminal al portavoz de la AEB (Asociación Española de Banca) frente a todos los diputados miembros de la Comisión de Economía del Congreso.

La carta de “despedida” de ADA como portavoz estatal, que no como integrante y militante activa de la PAH, constituye todo un “manual” sobre cómo:

·Afrontar las tareas de portavocía y representación de los movimientos sociales, y sobre que “tipo” de autoridad es compatible con un desarrollo verdaderamente democrático en el seno de los mismos

·Reivindicar y defender la independencia, que no la neutralidad, política.

·Relacionarse con la “esfera política”

·Concebir el trabajo colectivo y la fidelidad a “lo colectivo”

·Formular las oportunas críticas y autocríticas sin entrar en espirales destructivas

·Reivindicar el rigor en las propuestas, teniendo al mismo tiempo en cuenta el factor emocional en la acción política, sobre todo como refuerzo de la solidaridad, la ayuda mutua y la motivación permanente

Durante estos años hemos aprendido y reaprendido muchas cosas, algunas de las cuales, Ada Colau pone negro sobre blanco en su carta y otras, añadidas a estas, las hemos ido reflexionando en distintos foros.

Los portavoces en los movimientos sociales tienen que ser capaces de transmitir las ideas, los proyectos y acciones, los sentimientos y estados de ánimo colectivos. Nos son personas que “tienen” unas excelentes ideas y proyectos y que “insuflan” en el resto “su” emoción y motivación. El principal valor de Ada como portavoz de la PAH ha sido que su autoridad no se basaba en su “excelencia” personal, sus capacidades comunicativas, que las tiene, sus propuestas, que habrá realizado en el seno de las asambleas de la PAH o promesas (solo prometía trabajo, lucha y que la gente no estaría sola ante los desahucios), sino que la autoridad se la daba el trabajo de sus decenas de asambleas y su trayectoria dentro del movimiento. No es fácil encontrar un equilibrio entre el componente racional-propositivo, que al fin y al cabo es el que da sentido y coherencia al movimiento en sí, y el componente identitario y emotivo que nace en el seno de las relaciones personales de lucha, ayuda mutua y solidaridad, que nace del “orgullo” de ser parte de un movimiento que ha “revolucionado” parte de la vida política y que tan bién se expresa en el grito común de ¡SI SE PUEDE!

Desde del 15m los movimientos han carecido de portavoces reconocidos, se ha desarrollado primero el discurso y tras los procesos de movilización y legitimación, es cuando se han creado portavocías y solo durante el tiempo en que transcurren las movilizaciones. Lo que ha hecho que la PAH, a través de Ada Colau, haya estado presente en los medios de manera constante se debe a que la PAH genera movilización constante mediante la paralización de desahucios, además de determinadas campañas concretas en el tiempo (ILP, escraches, etc.). Sin embargo la mayoría de movimientos sociales, a partir del 15M, generan movilizaciones concretas y limitadas en el tiempo, teniendo proyección pública durante poco tiempo para después volver a la invisibilidad (con la excepción de la propia PAH y quizá de “las mareas”). Aunque las movilizaciones tengan su inicio en los mismos círculos políticos, e incluso desde las mismas personas y como parte del mismo problema, la movilización cuando resurge lo hace como un nuevo movimiento, con nuevos símbolos y nuevas caras.

Para entender el protagonismo que ha tomado Ada Colau hay que entender la importancia que tiene la PAH en el ciclo post-15m, la PAH centrada en el eje de vivienda pone en práctica un discurso político y una organización descentralizada que le permite identificarse como una evolución del 15m, a pesar de que existía con anterioridad. En este sentido, la PAH y Ada se convierten en portavoces de un amplio movimiento social, en el que además no existen otros portavoces de los movimientos con los que compartir estos espacios públicos. El excesivo protagonismo que ha adquirido Ada Colau y por el que debe abandonar este trabajo, entre otros motivos, es consecuencia de la falta de portavoces en otros movimientos.

A esta “soledad” también ha contribuido que “Ada Colau” se convirtiera en un personaje mediático en programas de gran formato, donde a pesar de su empeño en resaltar “la dimensión colectiva”, inevitablemente se focalizaba gran parte del discurso en la persona. Ella en su carta también reflexiona sobre esto cuando dice “…creo que acudir a esos programas ha dado un resultado más positivo que negativo….”Nos ha permitido llegar a millones de personas a las que nos habría resultado imposible acceder de otra manera. Es un canal que hay que utilizar con prudencia, por supuesto, siempre de forma crítica y tomando precauciones, pero vivimos en una sociedad mediática y hay que usar también esos canales.”..

La portavocía de un gran movimiento social en nuestro contexto político, y la PAH lo es, requiere una dedicación plena y una “servidumbre” extraordinaria. No solo hay que tener cualidades, hay que dedicarse por completo y es incompatible con otras labores y casi con otras dedicaciones. No se puede ser portavoz a tiempo parcial. Aunque esto suponga reconocer que esta dedicación en exclusiva también señala las carencias de recursos de la PAH en concreto, y los movimientos sociales en general, para asumir cierto tipo de trabajo más penoso y sacrificado, porque tenemos como reto crear mecanismos basados en la corresponsabilidad que permitan que determinados roles (portavocía, apoyo legal, comunicación social y de masas, gestión económica y de recursos, etc.) no recaigan sobre pocas personas. Esta “tensión” dialéctica entre lo que “debería” ser y lo que en nuestro contexto “podemos hacer” se asumen como “contradicciones” sobre las que se reflexiona, una de las cuales, y no la más pequeña, es la vulnerabilidad de las personas que dan “la cara”, que no tiene más que su propia personalidad y su circulo de apoyo, sin más sustento en estructuras orgánicas, recursos organizativos o soportes institucionalizados. En cualquier caso la PAH refuerza su planteamiento de partida cuando defiende que “en la PAH no aspiramos a substituir a una portavoz estatal por otra; sino a reforzar la encomiable tarea que ya hacen sus múltiples portavoces, que son ahora más necesarios que nunca. En toda organización democrática hay relevos en las tareas que se desempeñan, y la PAH cuenta por suerte con una amplia bolsa de portavoces.”

Los movimientos sociales tienen un componente político muy importante y aspiran a poner en la agenda política y social los temas en torno a los que trabajan. La PAH marco la agenda política en un tema tan central, y con tantas ramificaciones, como la vivienda, principalmente a través de las acciones de desobediencia civil (paralización de desahucios, ocupación de viviendas vacías, encierros en entidades bancarias, …) y sobre todo a raíz de la ILP, la comparecencia en el Congreso y los escraches. Este hecho concentró en la figura de la portavoz estatal, Ada Colau, tanto las iras y diatribas del PP y su entorno mediático, como los intentos de cooptación y distorsión por parte de partidos políticos de la oposición. La PAH, a pesar de estos intentos, ha tenido la virtud de salir airosa en su independencia partidista, reconociendo la aportación de personas integrantes de partidos políticos (que no deben “criminalizarse”) y manteniendo una relación transparente con todos ellos. Evidentemente la fortaleza de Ada Colau y su capacidad para apoyarse en el “colectivo” a contribuido mucho a ello, pero ha sido sobre todo su clara concepción de la independencia partidista, curtida en muchos componentes de la PAH, lo que quizá ha permitido mantenerla. Esta concepción también está claramente recogida en su carta cuando dice:

“Para evitar especulaciones quiero aclarar lo que ya he dicho muchas veces: no voy a “fichar” por ningún partido político. Es verdad que en distintas ocasiones, distintos partidos me lo han propuesto. Y también es cierto que en algún momento me lo he planteado, puesto que la situación es muy dura y de alguna manera habrá que echar a los corruptos y cleptócratas del poder. Evidentemente lo descarté en su momento porque era totalmente incompatible con ser portavoz de la PAH. Pero también porque creo que el actual sistema de partidos forma parte del problema, y por ello descarto el “fichaje individual”. Como ciudadana, estaré encantada de apoyar y participar de procesos amplios que planteen un cambio real en las formas de hacer política. Ojalá seamos capaces de crear nuevos dispositivos que nos permitan reapropiarnos de las instituciones para hacer que de verdad sirvan al bien común, porque nos va la vida y la de nuestras hijas e hijos en ello. Estamos viviendo un cambio de época, un momento histórico de crisis de régimen; quienes ocupan el poder lo saben y nos han declarado definitivamente la guerra. Pretenden acabar con los pocos derechos conquistados y si no hay una fuerte movilización continuada, y una mejor organización social a todos los niveles, podemos salir de esta estafa llamada crisis muchísimo peor a como ya estamos ahora. Por lo tanto las PAH son más necesarias que nunca, para hacer efectivos derechos fundamentales como el de la vivienda, para dotarnos de mecanismos de auto organización y auto tutela de nuestros derechos frente a las políticas austericidas. Al mismo tiempo, habrá que impulsar otros espacios de confluencia donde unir fuerzas para cambiar las reglas del juego, pero cuando esas confluencias tengan una expresión electoral, habrá que recordar que la PAH como movimiento no puede vincularse a ninguna candidatura. Me consta que estos debates se producen de un modo u otro en todas nuestras asambleas y creo que es positivo, siempre que se respete el carácter apartidista de la PAH como forma eficaz de cuidar un espacio común en el que muchas personas, sensibilidades e ideologías distintas hemos sumado fuerzas por un objetivo común.”

 

También ha salido airosa la PAH, en palabras de Ada Colau, del “peor monstruo al que nos hemos enfrentado” .. “mucho más que los partidos” y que “es el individualismo y el consumismo hegemónicos que nos atraviesan, que a veces han generado desconfianzas entre compañeros, desviaciones asistencialistas o luchas personalistas en no pocas asambleas… Y sin embargo, casi siempre se ha impuesto la principal de las virtudes: la generosidad, la solidaridad, la cooperación por encima de la competitividad, el bien del movimiento por encima de ningún ego, el sentido común y la lucha colectiva. Esta reflexión autocrítica, tan difícil de encontrar en las organizaciones sociales, y su modo de formularla, es posible gracias a la cercanía y horizontalidad en las relaciones entre los integrantes, a una cultura de la inclusividad, de que la acción social es también un proceso de crecimiento y aprendizaje personal y de que no existe un proceso centralizado de poder en que la organización puede “controlar” las “desviaciones”, siendo solo posible por la vía del diálogo y del respeto mutuo.

 

La portavocía es una parte del interfaz de relación de los colectivos/movimientos con las instituciones, medios de comunicación y población. Los medios son un canal de comunicación con la población menos cercana, ya a que una minoría de la población se llega a través de canales directos, presenciales o Internet.

 

Que no existan más figuras como Ada Colau en el espectro más masivo de los medios de comunicación genera una falsa sensación de ausencia de personas que puedan poner cara a nuestro discurso. Que la PAH y Ada llegasen a programas de máxima audiencia se debe también a circunstancias excepcionales, por un lado una politización social que genera que la política llega a los bares, a la cola de la panadería, etc, que provoca, a su vez, la aparición en televisión de programas políticos y debate en espacios de máxima audiencia, que antes eran residuales, y por otro, que el problema que se aborda, desde un punto de vista “mediático”, es sencillo de explicar y visualizar en cualquier parte del país (te quitan la casa, no tienes donde vivir).

 

Otros movimientos, como “las mareas”, ha tenido cierta presencia pública, teniendo una portavocía más “distribuida” y menos focalizada, también porque los recortes en materia educativa, salud, servicios sociales son más complejos y variados en cuanto a los temas que abarcan, intensidad según areas temáticas y geográficas, colectivos a los que afectan, administraciones de los que dependen, etc y han dado lugar a múltiples “mareas” temáticas, territoriales, que sin “portavoces” identificables, si han logrado la visibilidad del concepto y las reivindicaciones (las mareas). El sostenimiento en el tiempo de estos “movimientos” y la interlocución con la sociedad se explican también por la integración en los mismos de personas que son, a su vez, integrantes de organizaciones más “formales” (sindicatos, asociaciones de consumidores, asociaciones profesionales, ONG,s, que también han proporcionado la capilaridad necesaria para sus extensión y sostenimiento.

 

Otro ejemplo de portavocía distribuida es el de ATTAC, que tiene un amplio “catálogo” de expertos en economía, sociología, política, que no llegan a adquirir este protagonismo, por su multiplicidad y diverso “rango”, así como por el tono menos inmediato y más “denso” de su mensaje. Siendo no obstante una “marca” casi desconocida antes del 15M y que en la actualidad es mucho más reconocible, sin que tenga “una cabeza visible”, su continuidad tampoco es ajena a su carácter internacional y a ser una de las organizaciones que a nivel mundial trabaja un tema de tremenda actualidad política, al menos en Europa, como es “la economía”.

 

Una forma de portavocía más “tradicional” ha sido la utilizada por las “Marchas por la Dignidad”, con preponderancia de centralidad de las principales y más significadas organizaciones convocantes y de sus portavoces “orgánicos”, por ejemplo Diego Cañamero, que siempre han estado mucho más visibles que los portavoces de organizaciones más pequeñas, temáticamente más diversas o territorialmente más dispersas.

 

En cualquier caso todos estos ejemplos carecen de un elemento esencial, ya que para conseguir el protagonismo que ha tenido Ada ha sido necesario primero un “minuto de oro”, en este caso en la Comisión de Economía del Congreso al que ya hemos hecho referencia, y por otro ser capaz de que en tú persona se sientan representadas una amplio sector social (prácticamente todas las personas y su entorno “afectados” por una hipoteca o que tengan dificultades con la vivienda).

Para finalizar debemos recordar que las personas en seno de los movimientos sociales, en el “activismo”, incluso en el que tiene una marcada dimensión política, terminan juntándose, como en el resto de actividades sociales, en base a realidades materiales compartidas, intereses legítimos, objetivos y metas concretas; aunque toman forma también a través de afinidades ideológicas, personales, generacionales, territoriales, estilos de comunicación, gustos, afectos,…en el camino construyen o se adhieren a identidades formales en las que sentirse “agregados” a “algo”. Encontrar una forma de poner “voces” y “caras” a estas realidades, sin “matar” la riqueza y pluralidad de las mismas, sin generar dinámicas de concentración del poder y personalismos, y a la vez sin propiciar la dispersión o la atomización es uno de los restos que tenemos en la actualidad.

Primarias abiertas, democracia y emergencia electoral

La crisis de nuestro modelo democrático, concretamente del modelo de democracia representativa, no es consecuencia del 15m ni de la crisis, obedece a determinados antecedentes presentes antes de la crisis y del 15m, y tiene un soporte en los movimientos sociales y en el movimiento internauta, que en cierto sentido confluyen en el 15m.

Tanto el 15m como la estafa que llaman crisis han sido catalizadores y han acelerado el rechazo no al régimen del 78, que también, sino al modelo de democracia representativa, sobre todo en una pais con un sistema de democracia representativa pura, con pocas experiencias de democracia participativa y mucho menos de democracia directa.

Durante los años de democracia formal que estamos disfrutando PP+PSOE ha aumentado siempre de votos (absolutos y porcentual), cuando un gobierno perdía votos la oposición se llevaba esos votos, más algunos más, votantes de opciones minoritarias que se iban al “voto últil”. PP+PSOE siempre han aumentado, elección tras elección, tanto en votos totales como porcentualmente.

En las elecciones municipales de 2011 (después del 15m y del #NoLesVotes) PP+PSOE sufre por primera vez una disminución de voto, y esa tendencia se instala para las siguientes elecciones y nada indica que se vaya a interrumpir.

Como paso previo a una sociedad que practique la democracia directa la sociedad está haciendo sus deberes, aumenta el nivel de formación y información de la sociedad, la política durante años desprestigiada se convierte en tema de conversación en espacios de ocio, aumenta el nivel de conciencia sobre quienes mandan de verdad en este pais, y se detectan las principales estafas que sufre la ciudadanía, principalmente a través de las empresas financieras, energéticas y constructoras.

Esta concienciación social abre la posibilidad de que nuevas opciones electorales puedan disputar una importante proporción de votos, pero el mayor potencial de esta movilización social es que está constantemente interconectada (es lo que hace que a todo lo que no saben ponerle nombre le llamen 15m), y las comunicaciones actuales hacen posible aprovechar esa inteligencia colectiva y conocimiento de la población, aunque para otros el potencial de estos movimientos sea tan solo su traducción en votos.

Cualquier opción electoral debe ser consciente que ni en las próximas elecciones, ni en las siguientes, va a sacar mayoría absoluta, por lo que es importante que desde sus posibles puestos de representación plantearan nuevos modelos de interacción entre electos y representados.

Es indispensable, pero no aportará diferenciación ni valor añadido con lo que ha salido hasta ahora, que el programa electoral incluya una revolución democrática (referendums, iniciativas legislativas populares, revocatorios, etc.) no será evaluable por los electores, puesto que no tendrán poder para ponerlo en marcha. Podemos ver como en los partidos políticos los conflictos internos no suelen producirse en la redacción de los programas electorales, sino en la elección de los candidatos, pues saben bien que los programas electorales son muy ambiguos, y su ejecución tiene siempre un gran margen de maniobra.

No estamos ante una crisis de la ley electoral, sino del modelo de representación sin control efectivo de por parte de los representados. No es suficiente con un proceso democrático previo de confección del programa político y un proceso de elección de candidatos alejado de las cúpulas del partido político, se hace necesario un sistema de control efectivo de los representantes que empodere a los representados.

No tiene coherencia asimilar la crisis del modelo representativo proponiendo cambios al estado pero no a tu propia práctica política.

Las primarias abiertas que propone ahora “la izquierda”, y la idea de que todos los partidos deberían hacer primarias abiertas me parece un gran error, situar en el eje del proceso de democratización la simple elección del candidato y la participación en el redactado de los programas, es totalmente insuficiente. Centrar el debate sobre la democratización interna de los partidos en las primarias abiertas es reforzar la democracia representativa, y el personalismo y protagonismo de los candidatos frente a la capacidad de los propios electores para aportar soluciones a sus propios problemas.

No tiene ningún sentido un escenario donde todos votemos en las primarias de todos los partidos. Es ineficiente y sería más coherente votar directamente al presidente del pais, dirigiéndonos así a un modelo democrático tipo americano que reforzaría el modelo presidencialista (me refiero por americano y la mayoría de paises de américa, del sur y del norte).

Democracia no es elegir quienes deben ser nuestros jefes, democracia es ser nuestros propios jefes, y los cargos políticos y funcionarios nuestros empleados.

Existen escenarios donde las primarias abiertas serían contraproducentes, podemos imaginar partidos polítcos creados por alguna minoría marginada, por motivos religiosos o culturales, los cuales no podrían elegir a sus propios representantes. Es legítimo que un número de personas con ideas minoritarias decidan montar un partido político para que su voz se escuche en el parlamento. A ese grupo minoritario no le podemos elegir el resto de ciudadanos nuestro candidato.

A pesar de lo dicho anteriormente, para una opción política que pretenda llevar la ideas de la calle a los parlamentos, y que pretenda tener una estructura abierta, las primarias abiertas son una herramienta abierta de participación con muchas potencialidades, incluyendo la elección de personas que por su trayectoria política sean adecuadas para el puesto, pero no hayan realizado su activismo político dentro de los partidos políticos.

Una opción electoral con la vocación de hacer llegar a las instituciones la nueva sociedad que están creando los nuevos movimientos sociales, no puede ser vanguardista sino participativa, tiene que eliminar carnets, afiliaciones y fidelidades a las marcas como barreras para la participación, y la elección abierta del candidato puede ser una parte de esa participación abierta, pero ni es cental, ni es la más importante (aunque para la carrera político-profesional de muchas personas si sea lo más importante 😉

Además de pensar como el partido se puede abrir a los ciudadanos en la tarea previa a las elecciones, sería de agredecer que también se pusiesen sobre la mesa mecanismos que permita que el trabajo del cargo electo sea también abierto y participativo, restándole poder al cargo para repartirlo con la ciudadanía.

El poder de las cúpulas de los partidos políticos (cúpulas elegidas democráticamente) no puede ser sustituido por entregar el poder a una sola persona mediante unas primarias.

Si no existe ningún tipo de control democrático y obligaciones del cargo electo seguimos repitiendo el modelo de democracia representativa que deberíamos tratar de superar.